ATGAM - Advertencias

Por su efecto inmunosupresor, el paciente puede presentar infecciones recurrentes hasta 2 años después de la instauración del tratamiento con un aumento de la incidencia debida a citomegalovirus.